Psicología

28.07.2009, 3:32

Información

La futura formación de las personas graduadas en Psicología se justifica por la creciente demanda social de estos profesionales y por la necesidad de adecuar su formación a las nuevas exigencias sociales.

Por eso, el grado de Psicología ofrece al alumnado las competencias necesarias para desarrollar las actividades profesionales e intelectuales vinculadas a esta formación.

Habilidades recomendadas

La Psicología es una ciencia experimental que se enmarca en el campo de las Ciencias de la Salud. Tiene también amplias conexiones con las ciencias Sociales. Estas áreas de conocimiento definen las aptitudes, competencias, habilidades y aspiraciones que han de reunir los estudiantes que eligen la titulación de Grado Psicología.

Desde el punto de vista de las Ciencias de la Salud, el estudiante que elija el Grado de Psicología es recomendable que posea capacidades de atención y percepción, capacidad de análisis, síntesis, rigurosidad y atención al detalle, memoria visual y auditiva, razonamiento lógico, aptitudes numéricas y espaciales, facilidad de abstracción, inclinación hacia la investigación, gusto por los acontecimientos científicos e interés por las nuevas tecnologías, interés en el desarrollo humano.

Desde el punto de vista de las Ciencias Sociales el estudiante ha de tener interés por el estudio del hombre como individuo y de su entorno. Son aptitudes recomendables una sensibilidad social, aptitud para las relaciones y contactos interpersonales, capacidad para hablar en público, razonamiento y comprensión verbal, memoria auditiva y visual, capacidad de análisis y de negociación, flexibilidad y sentido crítico.

Intereses:

Científicos, humanísticos, salud y sociales.

Aptitudes:

Interés por estudiar el comportamiento humano.
Capacidad de observación y escucha sistemática.
Capacidad de autoobservación
Facilidad para la comunicación oral y escrita
Gusto por la investigación.
Capacidad de análisis, crítica y reflexión.
Buenas habilidades sociales

Actitudes:

Responsabilidad
Cordialidad
Respeto
Empatía

Asignaturas

Anatomía humana
Biología molecular y celular
Deontología y ética para el ejercicio de la Psicología
Epistemología e historia de la psicología
Evaluación Neuropsicológica
Evaluación Psicológica
Fisiología
Fundamentos de Intervención Cognitivo-Conductual
Fundamentos de Psicobiología
Fundamentos de psicología matemática y metodología
Herramientas tecnológicas para el ejercicio de la Psicología
Intervención en psicología
Introducción a la psicología
Métodos y Diseños de Investigación en Psicología
Psicofisiología y Neurociencia cognitiva, afectiva y social
Psicología Clínica y de la Salud
Psicología de la Memoria
Psicología de la Motivación y la Emoción
Psicología de la Percepción y la Atención
Psicología de la Personalidad y de las Diferencias Individuales
Psicología de los Grupos
Psicología del aprendizaje
Psicología del Ciclo Vital
Psicología del Pensamiento y del Lenguaje
Psicología del Trabajo y de las Organizaciones
Psicología Educativa
Psicología Fisiológica
Psicología Social
Psicometría y Teoría de los Tests
Psicopatología

Salidas profesionales

Ejercer de psicólogo. En este sentido, el carácter generalista del título degrado que requiere la formación inicial en Psicología, no esconde el hecho que los profesionales de la Psicología desarrollen su profesión en la actualidad en ámbitos de actuación muy diferentes. La Psicología ha experimentado en los últimos años un gran crecimiento, tanto por el número de psicólogos en ejercicio, como por el creciente desarrollo e implantación en diferentes ámbitos de actuación profesional.

Paralelamente a esta consolidación, no sólo en el ejercicio profesional, sino también en la imagen social y la presencia de las instituciones y los medios de comunicación, se ha ido produciendo una enorme diversificación de las funciones que ejercen los psicólogos. Fruto de esto, los principales ámbitos de actuación son:

Psicología clínica y de la salud
Psicología de la actividad física y el deporte
Psicología de la educación
Psicología de la intervención social
Psicología del trabajo y de las organizaciones
Psicología jurídica

Si hablamos del campo clínico, los psicólogos pueden desarrollar tareas de diagnostico (aplicar tests, realizar entrevistas clínicas, etc.) para determinar la existencia o no de patologías, aplicando programas que faciliten la mejora de los pacientes, y abastecer campos de intervención como pueden ser el alcoholismo o las drogodependencias.

Por otro lado, en el campo social, los psicólogos pueden desarrollar diversos estudios, como es el de las tendencias de los consumidores, de mercado, de opinión pública, etc. aplicando los conocimientos sobre técnicas de entrevista, elaboración de encuestas y de estadística para analizar datos.

En el campo jurídico, hay que contar con el psicólogo para hacer peritajes laborales, civiles (matrimoniales, incapacitaciones, etc.) introduciéndose también en el campo de la criminología y la victimología. I en el campo de la comunicación y la publicidad, también su tarea resulta importante.

En la empresa, resultará esencial para mejorar el funcionamiento y la organización, ya que el psicólogo tendrá que elaborar perfiles de profesionales para situar las personas en los puestos de trabajo mas adecuados, participará en la selección y formación inicial y continua, en la prevención de riesgos y ergonomía, etc.

En cuanto al campo evolutivo, la prevención (diagnostico de posibles trastornos del desarrollo) resulta una de las funciones propias de los psicólogos ya que resulta del todo oportuno actuar antes de la aparición de retrasos del desarrollo y del aprendizaje. La estimulación primeriza es un claro ejemplo del trabajo del psicólogo des de la vertiente del desarrollo.

No se puede olvidar que en determinadas etapas de la vida, como es la adolescencia, el psicólogo tiene que dar el apoyo necesario para facilitar los procesos de construcción del sujeto como: identidad, autoconcepto, autoestima, etc.

Finalmente, hay que tener en cuenta a los psicólogos en el campo educativo, que les permitirá realizar, además de tareas parecidas a los psicólogo clínicos, el estudio de los alumnos de una clase para que reciban tratamientos mas adecuados o bien actuar individualmente, haciendo adaptaciones curriculares. También se ocupan de la rehabilitación y acogida de los niños y adolescentes en los centros de tutela. Sin olvidar las relaciones interpersonales con los centros, des de una vertiente más educativa y de forma genérica, interviene en los procesos de enseñaza y aprendizaje.

Eso significa que puede ayudar a analizar la adecuación o no de los objetivos y los contenidos de aprendizaje en la clase, analizar o no la idoneidad de los métodos pedagógicos, dando el soporte necesario para la prevención del fracaso escolar.